¿Cómo es el proceso de incubación de los huevos?

Criar gallinas en casa se ha convertido en la nueva moda ecológica. Para muchos ciudadanos concienciados con la calidad alimentaria, crear una pequeña granja se ha convertido en una especie de salvación: disponer de alimentos cien por cien naturales, alimentados sin ningún tipo de pienso no controlado, implica asegurar una mayor calidad y salud. Ahora bien, ¿cómo se hace la incubación? Ya que no todos los huevos producidos por las gallinas caseras se destinan al consumo inmediato.

Cuando se trata de pequeñas explotaciones, la propia gallina se encarga de la incubación. Sin embargo, en el momento en que el número de animales crece, se hace completamente inviable que la misma gallina pueda incubar más de dos huevos de forma simultánea. Las incubadoras de huevos proporcionan al potencial pollito un ambiente similar al de las gallinas de cría. De hecho, a día de hoy, se le considera uno de los mejores métodos para la incubación de huevos.

Cómo es la incubación de huevos en incubadora

¿Cómo es el proceso que sigue un huevo incubado artificialmente? Para comprender cómo funcionan las incubadoras de huevos, se ha de conocer cuál es el proceso natural. El secreto de las gallinas reside en la adecuada temperatura y la humedad precisa en un ambiente con la correcta ventilación y el girado del huevo. Esto es precisamente lo que generan los sistemas de incubación: una temperatura uniforme, sistema de giro y humedad perfecta. El objetivo: conseguir el mejor ambiente para la cría del pollito.

En las incubadoras de huevos semiprofesionales la temperatura ideal la marca el fabricante: suele encontrarse alrededor de los 37ºC, aunque depende del instrumental. Con todo, también se ha de contar con el clima natural donde se desarrolle el proceso de incubado, ya que, por ejemplo, en zonas con temperaturas muy bajas, éstas pueden provocar el retraso en el desarrollo del embrión, y a la inversa.

Los termómetros de las incubadoras de huevos más sencillas incluyen un medidor de humedad para vigilar que es la adecuada, mientras que en las semiprofesionales se regula de forma automática.

Paso a paso para incubar huevos en casa

¿Cómo se utilizan las incubadoras de huevos profesionales modernas? Veamos el paso a paso que se han de seguir para conseguir criar los pollitos.

En primer término, se ha de configurar la incubadora de huevos revisando el manual del aparato y calibrando humedad, temperatura y ventilación para ofrecer un ambiente óptimo al huevo a incubar. Una vez se programan los valores correspondientes, en la mayoría de los sistemas es la propia máquina la que regula y controla las posibles variaciones. Incluso en las manuales, se incluyen sistemas de avisos, ya sean sonoros, luminosos o ambos.

Una vez configurada, se introduce el huevo correspondiente en la incubadora. El promedio de tiempo de incubación de los huevos es de 21 días, si bien se recomienda el día 18 añadir agua para calibrar la humedad.

Si el sistema está bien configurado, tras esas tres semanas, los polluelos comenzarán el proceso de eclosión y nacimiento.

Ir arriba